-->

31 de diciembre de 2012

La toma justa (N° 327)

El gato es: 

Es una gata que ha sido tomada en el momento justo, mirando hacia arriba. Nuevamente, les recuerdo que si es tricolor es hembra, pero ya no volveré a repetir las razones. Usen la etiqueta "tricolor" y averigüenlo por ustedes mismos.
La gata observa algo con atención, mas no tengo idea que será, y pensar qué cosa puede ser es una tarea ardua en momentos de calor abrasador. Las ideas creativas se derriten, y los pensamientos se evaporan. Así que dejo aquí la imagen, y que sus propias mentes hagan el trabajo.

Esta es la imagen número 327, perteneciente al 7 de Octubre de 2012. Ya se acaba el año, pero seguro que antes de que termine el próximo ya nos ponemos al día.



30 de diciembre de 2012

Viviendo de aventuras (N° 326)

El gato es: 

En la naturaleza el gato se dedica un tiempo a buscar un camino para seguir. El objetivo de los gatos es viajar y recorrer, informar de una noticia que ya es vieja, pero que se debe comunicar a toda costa. Este felino lo está logrando, escabulléndose entre la maleza y llegando a zonas donde una persona no podría llegar. Los humanos son criaturas muy grandes y torpes, así que no tienen la gracia suficiente para recorrer y caminar por la naturaleza, y por eso construyeron las ciudades. Pero ellos tampoco son  buenos para usar las ciudades, y ahora son los autos los que la dominan.

Al gato no le importa. El gato recorre y trasmite lo que debe transmitir. Quizás vuelva a una ciudad y visite a algún humano de vez en cuando para que le dé comida. Así funcionan las cosas para él. Vive de aventuras, y las ciudades son como cárceles al aire libre.

Esta es la imagen número 326, perteneciente al día 6 de Octubre de 2012. Es casi Enero de 2013, pero es que me encontraba en las afueras de la ciudad, recorriendo, y no pude actualizar el blog.

29 de diciembre de 2012

Ser o no ser (N° 325)

El gato es: 

Dos gatos posando para la cámara a plena luz del día. Claro que ellos no saben qué significa "fotografía", y yo sigo con mis dudas y tampoco sé si son siameses o no. De todas formas, es una interrogante que en algún punto de mi vida será resuelta. Quien tenga mayores conocimientos felinos acerca de razas, pues ojalá que deje algún comentario para aclarar mi duda existencial.

Es la imagen número 325, perteneciente al día 5 de Octubre de 2012. Hay un gran retraso, porque estaba intentando descifrar si son o no siameses.

28 de diciembre de 2012

Crecer de a poco (N° 324)

El gato es: 

El pequeño felino observa juguetón cómo el pequeño brote crece. O en realidad no, porque el sólo le verá, se irá y muchos días después verá extrañado que es más grande que antes. El crecimiento de un vegetal es demasiado lento, pero constante, y ni siquiera el gato tiene tanta paciencia para ver ese crecimiento.
Lo que no sabe este gato es que los humanos no tenemos paciencia, y un día lo volveremos a ver a él ¡Y estará más grande que antes! Es algo sorpresivo pero natural.

Esta es la imagen número 324, perteneciente al día 4 de Octubre de 2012. Estoy atrasada con las fechas, porque yo sí me quedé a mirar todo ese tiempo, y no vi nada. La planta estaba pequeña al principio, y aunque la vi, no fui capaz de notar cambio alguno hasta que terminé y estaba toda gigante.

27 de diciembre de 2012

Arriba hacia el sol (N° 323)

El gato es: 

El sol es un espectáculo de luz que envuelve los planetas y los llena de calor. Gracias a eso los gatos pueden existir y nacer, y así es como luego, tras crecer y desarrollarse, estos miran al astro de vuelta, encandilándose con su luz pero alegres de pasear a pleno día. O tal vez no miren el sol, y observen curiosos una nube taparlo y formar juegos de luz interesantes.
Yo lo único que sé es que están mirando para arriba.

Esta es la imagen número 323, perteneciente al día 3 de Octubre de 2012. Sé que ya es casi el año 2013, pero estaba mirando hacia el cielo y me atrasé con las publicaciones.



26 de diciembre de 2012

El gran exterior (N° 322)

El gato es: 

Sobre la cesta, estos dos pequeños gatos observando a su alrededor, tal vez con sorpresa de verse envueltos en medio de algo tan grande como un jardín abierto y frondoso. Los gatos pequeños pueden impresionarse a veces, sobre todo si han vivido en una casa con un pequeño patio y una tabla para rascar. Salen al mundo y se dan cuenta de lo pequeñita que es la casa que tienen los humanos, y lo grande del espacio en donde está hecha. Ante eso, nada mejor que salir a recorrer.

Esta es la imagen número 322, perteneciente al día 2 de Octubre de 2012. Hay bastante atraso, pero es por salir de casa y encandilarse con lo grande del afuera.



25 de diciembre de 2012

Felicidad reservada (N° 321)

El gato es: 

Hace mucho tiempo había una imagen. En ella, salían 2 gatos con collares. Mucho tiempo después, una nueva imagen apareció, y uno de los gatos quedó muy alegre por aparecer dos veces en este blog. Ahora, quien hace aparición es su compañero del lado izquierdo, a la izquierda otra vez en esta nueva foto. Pero él es más serio y no se pone tan contento. Por dentro está muy dichoso de salir dos veces, pero se reserva sus propias emociones y sentimientos.

Esta es la imagen número 321, perteneciente al día 1 de Octubre de 2012. Finalmente, abandonamos Septiembre y ya estamos menos atrasados, aunque Octubre también está muy atrás hoy día.

24 de diciembre de 2012

Especial navideño cuarto

El gato es: 
El año 2011 realicé una serie de especiales de navidad, aunque yo no celebro tal fecha. De todos modos, los gatitos navideños son lindos y por eso no me resistí. Este año tampoco me aguanto, aunque para no hacerlo de forma tan pomposa, ampliaré el especial del año pasado con esta cuarta parte. Quizá el 2013 haya una quinta... y ese será el ciclo navideño.

La misma recomendación del año pasado: no regales mascotas, sea gato, perro o T-Rex. Este año ya lo digo muy tarde, pero en todo caso está el especial navideño segundo el cual recibió muchas visitas en esta fecha. Ahí tienen el porqué, ahora ya no volveré a reiterarlo, es más sencillo simplemente poner las imágenes navideñas y disfrutar de los felinos.


Esta imagen ya había sido publicada antes, y en ese entonces me lamenté por haberlo hecho, ya que se repetiría para el especial de este año. De todos modos la pongo, porque no pierde su valor el que salga dos veces.


Entre adornos y muérdagos de género, el gato reposa tranquilo y espera la llegada de la noche buena. Cuando Santa pase, dará un maullido para alertar a los niños de la casa. Es el plan perfecto y no puede fallar.


Otros gatos más se suman al primero a esperar la llegada de santa. Estoy casi convencida de que el gato de la izquierda es el mismo que puse arriba, y es que por pelaje y estilo de la fotografía seguramente debe serlo. Gato más o gato menos, la felinidad se hace presente. No estoy 100% segura, así que lo contaré aparte en el listado.


Este gato ha decidido estar más cómodo que los otros, así que se ubicó abajo del árbol y así ser ineludible para Santa. Se sabe que él es esquivo, pero debe llegar al árbol tarde o temprano.


Pero, en caso de que incluso el otro gato no logre ver a Santa, este se ha puesto en el árbol mismo, con mirada atenta. Pero me temo que no lo lograrán ver... es un resultado que no puedo contar hasta el año que viene. Saludos!!

También tenemos rocas (N° 320)

El gato es: 

A plena luz del sol, el gato se mueve plácido y tranquilo en dirección a una roca. Roca dura y puntiaguda, recalentada por el sol, pero eso no le importa mucho al gato, y la ve con igual tranquilidad que el resto del entorno. Quizás la roca no se mueva al viento, o tal vez no sirva para caminar encima, pero la roca está ahí, y el gato le presta atención. Luego presta atención a la cámara y su foto es tomada. La roca quedó casi toda fuera de la imagen, pero el paisaje es más que pasto y plantitas. También existen las rocas, esas que las pateamos, o si somos muy torpes nos tropezamos con ellas.
El gato no, el gato la elude y la mira, porque ya no la volverá a ver.

Este fue un raro homenaje a las piedras de mi jardín, en lo que fue la publicación número 320, perteneciente al día 30 de Septiembre de 2012. Hoy en realidad es navidad, pero me tropecé con muchas rocas en el camino y estoy retrasada.

23 de diciembre de 2012

Una mirada potente (N° 319)

El gato es: 

El gato tiene el poder asombroso de intrigarnos con su mirada, de la forma que sea esta, y sin él si quiera saberlo. Por ese misterio gatuno es que los admiramos en secreto, o tal vez a viva voz, mientras los miramos pasearse con gracia, saltar a lugares recónditos o, como este, simplemente reposar y mirar a la cámara. Él no salió a ningún lugar, pero aún así está incluido porque es él quien no hace viajar con el poder de sus ojos fijos.

Esta es la imagen número 319, perteneciente al día 29 de Septiembre de 2012. Estuve demasiado tiempo perdida en su mirada y por eso hay tanto retraso, pero ya volvemos al ritmo de una publicación diaria (ahora sí) y entonces vamos a recuperar el ritmo de a poco.

22 de diciembre de 2012

Pensamientos indescifrables (N° 318)

El gato es: 

Un pequeño gato con una cara que no nos parecerá muy alegre. No obstante, él en realidad no está triste por nada, se halla reflexionando acerca de muchas cosas que sólo él en su gatuna mente comprende. Nosotros sólo podemos mirarlo con expresión desconcertada, al no saber en qué está pensando, y nos resta entender que, tal vez, de un momento a otro, salte alegre luego de haber llegado a un muy buena conclusión.

Esta es la imagen 318°, perteneciente al ya demasiado lejano 28 de Septiembre de 2012. Se preguntarán porque sigo con insistencia agregando gatos a fechas pasadas, pero ustedes sólo podrán ver desconcertados mi expresión, y quizás en algún momento salte contento.